HISTORIA

Anaco es una ciudad venezolana, capital del municipio de Anaco en el estado Anzoátegui, Venezuela. Está localizada a 220 m de altitud, en una mesa que se extiende por los Llanos altos orientales. El nacimiento de Anaco se produjo de una serie de acontecimientos ocurridos durante un tiempo no mesurable que terminó con la consolidación de un caserío que evolucionó en el tiempo y las circunstancias hasta formarse la actual ciudad de Anaco. La fundación de Anaco data aproximadamente desde el año 40, pero en la realidad, cuando tomó cuerpo de pueblo fue en el año 45, fecha en que las compañías petroleras se establecieron definitivamente en esta región, en el comienzo el pueblo estaba constituido por ranchos de construcción de tablas y techos de zinc, hasta transformarlo en un importante caserío en 1948. En 1965 Anaco es elevado a ser distrito de la ciudad.

Origen Etimológico

Muchos han sido los orígenes que se le han dado al nombre de Anaco. De todos, no se descarta ninguno ya que lo más probable es que la pronunciación de los mismos haya determinado tal designación. Entre los posibles origines del nombre anaco se encuentran:

  1. La palabra Anaco, guarda estrecha relación con el guayuco que usaban los indios varones, al cual llamaban Emapú, Eyemapú o Anaco; al contrario del guayuco de las indias que era denominado simplemente guayuco.
  2. Por sus creencias religiosas, los indígenas le daban un poder misterioso al Piache o brujo de la aldea a quien relacionaban con el maligno, y también llamaban por el nombre de Anaco.
  3. Como adoradores de los fenómenos de la naturaleza los indígenas tenían una particular reverencia por los poderes del rayo, Amoco, al cual le rendían una reverencia idolatría.
  4. Se le atribuye que para la época un cacique muy famoso, quien tenía un hijo predilecto al cual bautizó con el nombre de Anaco y era muy querido entre la comunidad.
  5. Por su parte, el doctor Pérez Guevara, asienta en su libro sobre la Fundación del Pueblo de San José de Anaco, lo siguiente: “Parcelas es herencia del léxico que nos trajeron los españoles y obedece a la razón económica que venía en los galeones de los encomenderos para cultivar “parcelas”, es decir porciones pequeñas de tierras útiles para explotación en los dominios de la corona. Anaco, es el traspaso a nuestras generaciones del nombre que daban los Cumanagotos sometidos en servidumbre a los árboles de que se servían para dar sombra a las plantaciones de cacao”

En consecuencia lo que se puede asegurar es que la palabra anaco tiene sus orígenes indígenas, el cual estuvo muy ligado a la vida cotidiana de nuestros primeros pobladores. Por eso conociendo el grado de fidelidad que tenían aquellos hombres para con lo propio de su raza, lo más natural es, que en señal de identidad, hubieran designado su asentamiento en este territorio en el nombre de Anaco.